Contenedores marítimos

¿Cuánto tiempo durará la crisis en el transporte de contenedores?

El sistema de transporte mundial experimenta en la actualidad una crisis inesperada de carácter único. El sorprendente devenir de sucesos causados ​​por la pandemia provocó una podemos decir grave crisis de carencia de contenedores. Esta situación clasificada como global por el efecto dominó a través de todas las cadenas de suministro, perturba principalmente el comercio internacional. La carencia de contenedores en las coordenadas correctas durante la llamada fase de recuperación impactó de manera masiva en los precios.

 

Las 4 razones fundamentales de esta crisis

  • Menor número de contenedores disponibles
  • Congestión en la gran mayoría de puertos por la evidente reducción de mano de obra
  • Se redujo el número de buques operativos
  • Cambios significativos en la intención de compra de los consumidores

A mediados del 2020 los contenedores de Asia fueron remitidos a Norte América pero dadas las restricciones por la pandemia de COVID-19 prácticamente no existió tráfico en la dirección opuesta. Las compañías navieras no prestaron atención a la devolución de contenedores vacíos amplificando la desigualdad de suministro ya existente convirtiéndose en un desequilibrio nefasto.

La escasez de mano de obra en los puertos estadounidenses en muelles y almacenes también influyó en gran medida junto con las funciones de las aduanas suspendidas parcialmente debido a las restricciones en las fronteras.

A pesar de que China fue pionera mundial en reanudar las exportaciones existen también países que enfrentaron y enfrentan recortes laborales y restricciones. Hoy en día existe un enorme desequilibrio en torno al 40% en Norte América, lo que significa que solo se devolvieron 4 de cada 10 contenedores que arribaron.  Un gran desfase ya que 6 de cada 10 contenedores permanecieron en los puertos de llegada.

Con un promedio de 900.000 TEU mensual (equivalente a 20’) en el comercio entre China y EE.UU. el desequilibrio de contenedores marítimos es formidable. Según datos de consultora especializada (Descartes Datamyne), los actuales envíos están en su punto más elevado, ofreciendo datos del primer trimestre que reflejan un aumento en su volumen de un 23,3% en referencia al mismo período de 2020.

 

Áreas de negocio afectadas de diversas formas

Debido a la crisis del transporte de contenedores diferentes áreas de negocio se vieron afectadas de diferentes maneras, un ejemplo de ello es que el transporte de productos de alto valor como los del rubro de la ingeniería mecánica, los equipos para informática y electrónica apenas se vieron afectados. Por el contrario otros rubros aumentaron el coste de los envíos como es el caso de la industria textil asiática, donde los exportadores objetan que el gran aumento de los fletes provocó el cierre de una gran cantidad de fábricas textiles con márgenes reducidos de operación. Los precios suben debido a retrasos y carencia de contenedores por lo que en Asia debido a los retrasos en las entregas, que ya alcanzan a varias semanas, obligan a las empresas a negociar incrementos en los precios con sus compradores.

Funcionarios chinos solicitan cooperación para la obtención de más contenedores y tarifas de envío más reducidas, solicitando recientemente a los puertos y asociaciones de transporte que trabajen codo a codo con los transportistas internacionales para abordar la carencia de contenedores.

En 2020 China ya pronunció que estaba planificando activamente el aumento de la oferta de contenedores. La CCIA (Asociación de la Industria de Contenedores de China) solicita a los fabricantes de contenedores marítimos que aumenten su producción declarando también que China produjo 300.000 TEU mensuales desde Septiembre de 2020 para aliviar la carencia de contenedores. Como principal medida los fabricantes de contenedores chinos ampliaron su jornada laboral a las 11 horas diarias.

 

Lo que podemos esperar

Informes realizados en China registran una mejora en la actividad portuaria en las últimas semanas mientras que la industria naviera sigue siendo pesimista acerca de las perspectivas para los meses venideros. Muchos opinan que hasta el verano no existirá un alivio plausible.

Reducción del tiempo libre, reducción de los períodos de detención, sistemas de descarga más efectivos, son algunas de las medidas que se están llevando a cabo para superar el período de estancamiento, pero todavía no está muy claro cómo la crisis global de carencia de contenedores podría normalizarse en los meses venideros. Por el contrario si se puede prever que los precios de flete por contrato sigan permaneciendo elevados durante el resto de 2021.

Sin lugar a dudas se plantea un gran desafío para la economía global, para empresas de transporte y comerciantes en general, pero también la posibilidad de crecer en experiencia en un escenario completamente distinto a lo acostumbrado.

Contenedores marítimos

 

ContenedoresMarítimos2021